Cada vez tenemos  más exigencias y menos tiempo, por lo que se vuelve más y más importante encontrar colaboradores que nos ayuden a llevar adelante nuestro “negocio”, ya sea este arreglar el cuarto de baño o conseguir un especialista en Marca Personal.

Así, cuando un “cliente” con una necesidad visita tu blog, tu tienda online, tu web, o tu perfil quiere, o más bien, debe, encontrar dos cosas principalmente: una solución para su problema y una razón para escogerte a ti.

Por ello, es preciso que toda la actividad que realices esté enfocada en desarrollar esas dos áreas específicamente. Hoy me gustaría centrarme en la primera cuestión.

Una vez leí la siguiente frase: “Si logras mantener la calma, cuando todos a tu alrededor han perdido la cabeza, es que no te has enterado del problema”. Esto me sirve para ilustrar que la condición necesaria para poder ofrecer una solución consiste en enterarte del problema de tu “cliente”.

Para ello, empezaremos trabajando en nosotros mismos, ya que, a veces, estamos tan ensimismados en nuestros intereses que filtramos, a través de ellos, las necesidades de nuestro cliente o comunidad, por lo que se hace fundamental escuchar, de forma atenta y eficaz, sus necesidades para poder ajustarte a ellas.

Puede que tengas diez artículos preparados para publicar o que hayas comprado inmensas cantidades de algún producto, pero si eso no es lo que quiere tu mercado es mejor que te olvides de ello o que busques nuevos mercados que sí estén interesados.

Por tanto, fíjate en qué tipo de contenidos son los más comentados en tu blog, o sobré qué cuestiones versan las consultas a tu página, o que tipo de productos son los más demandados en tu tienda y tendrás una pista muy interesante sobre lo que tu cliente o comunidad demandan.

Por otro lado, también tienes que ayudar a tu cliente a clarificar el problema verdadero, ya que, a veces, lo que creen que quieren no es lo que realmente necesitan.

Nuevamente, céntrate en ellos y ofréceles lo que les sea más ventajoso. Si vendes humo, o si te aprovechas de ellos, acabarás pagándolo tarde o temprano, pero si les das un auténtico servicio volverán a ti y te traerán nuevos clientes.

Asimismo, mantente actualizado. Tú eres el profesional, por lo que es tu responsabilidad estar al tanto del “estado del arte” de lo que ofreces. Sigue los blogs de otros colegas, localiza nuevos productos o tendencias, fórmate en las nuevas herramientas disponibles (y que te sean útiles). Si vienen a ti es porque ellos no tienen la capacidad o los medios para hacerlo por sí mismos y necesitan de alguien que sí sea capaz, y en ti deben encontrar a ese alguien.

Igualmente, considera su problema como tu problema. En el contexto en el que estamos, es fundamental dirigirnos hacia un entorno más “coopetitivo”, procurando dejar de vernos mutuamente como a “presas” o “recursos” para vernos más como colaboradores que trabajan juntos para sacar un proyecto adelante.

Finalmente, recuerda la máxima: “si no eres parte de la solución eres parte del problema”. Así que ólvidate de buscar responsables o causas, al menos de momento, y céntrate en buscar respuestas, alternativas, soluciones, etc.

¿Cómo te sientes cuando no te escuchan?

 

MAGNIFYING GLASS por andercismo, en Flickr

 

 

Suscribete al blog

Únete a la comunidad y recibe las últimas novedades que te ayudarán a ser más efectivo en tu trabajo en Internet.

Únete a la comunidad, consigue todas las actualizaciones y recibe ofertas y contenidos solo para suscriptores.

newsletter by Mailrelay

Este sitio cumple con la normativa de privacidad de datos personales impuesta por la ley. Puedes obtener más información en este enlace.


You have Successfully Subscribed!

A %d blogueros les gusta esto: