Una red de contactos profesionales no es ni una colección de tarjetas ni un grupo de amigos en el que todos pueden estar. Crear una verdadera red profesional es una inversión que haces de tu tiempo y esfuerzo para llevar adelante tu proyecto profesional y la tienen que formar personas adecuadas a tal fin, personas con las que estableces, o puedes establecer, una relación de ganar – ganar y, por ello, lo importante de la red no es el número de contactos, sino la idoneidad, efectividad y sinceridad de las relaciones.

Idoneidad

En e-mail marketing hay una frase que se suele usar bastante: “el dinero está en la lista (de contactos)”, lo que ocurre es que el dinero no está en una lista grande, sino en una lista buena. Por ello, ni es buena idea lanzarte a recolectar contactos sin ton ni son, ni toda persona que te diga “hola” es susceptible de acabar en tu red. Debes considerar que, aunque es bueno tener una red ámplia y diversificada, lo que debes buscar es formar una red útil, tanto para ti como para la gente que la integra.

Esto implica que nuestra elección debe estar guiada por el principio de reciprocidad y las dos preguntas que debes responder antes de seleccionar a alguien para tu red profesional son: ¿Me aporta algún beneficio conocer a esta persona? y ¿Conocerme le aporta algún beneficio a esa persona? Ambas preguntas deben tener una respuesta positiva.

Efectividad

Otra razón para seleccionar con cuidado los integrantes de tu red profesional es la efectividad de tus esfuerzos. Como ya se comentó, en tu lista de amigos, o de intereses personales, puedes incluir a quien desees, pero en tu lista profesional solo debes incluir a personas idóneas para tu proyecto y para quienes tú resultes útil. Ten en cuenta que deberás dedicar tiempo a mantener esas relaciones y, para ser efectiva, deberás centrar tus esfuerzos en aquellas relaciones que, razonablemente, pueden generar réditos a tu proyecto, exactamente igual que segmentas a tu clientela potencial.

Sinceridad

Finalmente, debes establecer una relación sincera. Una red es tanto más eficaz cuanto más transparente es, de igual forma una red profesional será tanto más útil cuanto más claridad, respeto y confianza tengas con los integrantes de la misma. Por ello, muéstra claramente qué es lo que los demás pueden encontrar en ti y cómo y se coherente con ello.

Porque tener un red no tiene nada que ver con utilizar a las personas para nuestros intereses, sino que se trata de encajar nuestros intereses con los intereses de las personas que conforman nuestra red y obtener resultados satisfactorios para todas las partes.

¿Te animas a decirnos cómo construyes tu red de contactos?

Suscríbete al blog para no perderte ningún artículo y, si te ha gustado, compártelo en tus redes.

Suscribete al blog

Únete a la comunidad y recibe las últimas novedades que te ayudarán a ser más efectivo en tu trabajo en Internet.

You have Successfully Subscribed!

A %d blogueros les gusta esto: